Santa Fe sigue sin ganar en Copa Libertadores

Con doblete de Fred, Fluminense derrotó 1-2 a Santa Fe que descontó por medio de Daniel Giraldo.

En el Estadio Centenario de Armenia, Independiente Santa Fe recibió a Fluminense por la fecha 2 de la Copa Libertadores. Ambos equipos venían de empatar en la primera jornada, por lo que este juego podía ser la primera victoria para alguno de los dos.

Los dirigidos por Harold Rivera salieron al terreno de juego de la siguiente manera:

Mientras tanto, los de Roger Machado alinearon así:

Desde el inicio del compromiso, Santa Fe fue un equipo con más ímpetu que fútbol al no tener delanteros netos. A Fluminense solo le bastaron unas pocas llegadas para llevarse la victoria. Al minuto 5, Fred de 37 años, inició una pared y la definió para marcar un gran gol, tras una asociación con Nené y la pasividad de la defensa roja que dejó huecos importantes.

Santa Fe intentó reaccionar y equilibró un poco el partido, pero siempre estuvo el problema de todo el semestre: La falta de definición y de un delantero. El jugador que más intentaba por la banda izquierda era Jhon Arias, pero la suerte tampoco estaba con los de Bogotá y el mediocampista tuvo que dejar el terreno por lesión al acabar la primera parte.

Parecía que Santa Fe se iría sin anotar ,y más aún porque solo bastaron 32 segundos en el segundo tiempo para que Fluminense anotara el segundo gol: Centro de Egidio y cabezazo certero de Fred que aún sigue demostrando toda su calidad como profesional. El equipo local adelantó sus líneas y consiguió el descuento al minuto 51, con un Daniel Giraldo que recibió en el área un pelotazo de Jeison Palacios, y terminó haciéndole un sombrero al portero Marcos Felipe para mandar la pelota al fondo de la red.

Santa Fe tuvo la pelota en un 75 % pero le faltó generación de juego en la última línea de juego. Se creía que el empate podría llegar puesto que al minuto 70, Egidio se iría expulsado por doble amonestación y dejaría al equipo brasileño con 10 hombres. Harold Rivera aprovechó esa oportunidad y metió hombres al ataque como fue el caso de Diego Valdés y Jersson González.

En la parte final, el león llegó con tiros de esquina y centros por las bandas, pero el portero Marcos Felipe fue figura y despejó todos los ataques. Fluminense terminó sometido y encerrado en su propio arco, básicamente aguantó el final como pudo. Finalmente no hubo más llegadas, y los cariocas se llevaron los tres puntos de Armenia.

En la próxima fecha Santa Fe recibirá a River Plate y Fluminense volverá a Colombia para jugar ante Junior. Si el expreso rojo quiere remediar el camino, tendrá que mejorar indiscutiblemente en la definición y eficacia.

Comparte este contenido