UEFA Champions League | Lionel Messi y un nuevo recital en el Camp Nou

En el Estadio Camp Nou, se enfrentaron F.C. Barcelona y Manchester United por el partido de vuelta de los Cuartos de final de la Champions League 2018/19. Un partido que pintaba para sorpresa apareció Messi para arreglar la situación y poner al Barcelona en la siguiente ronda. Los anotadores del partido fueron Lionel Messi en dos oportunidades y Philippe Coutinho.

Los dirigidos por Ernesto Valverde formaron con su esquema tradicional de 4-3-3. En portería Marc André ter Stegen; en zona defensiva Sergi Roberto, Gerard Piqué, Clément Lenglet y Jordi Alba. En el medio se encontró a Iván Rakitic, Sergio Busquets y Arthur Melo. En el frente de ataque se ubicaron Lionel Messi, Luis Suárez y Philippe Coutinho.

Mientras que los comandados por Ole Gunnar Solskjaer propusieron un dibujo táctico de 4-3-1-2 con David de Gea en portería; Victor Lindelöf, Christopher Smalling, Phil Jones y Ashley Young en la zona defensiva. En la mitad de la cancha se colocó Scott McTominay, Fred y Paul Pogba; unos metros más adelante estuvo Jesse Lingard. Los delanteros fueron Marcus Rashford y Anthony Martial.

El Barcelona avanzó a la Semifinal y espera rival

Comenzó el partido y el cuadro visitante empezó mejor en el terreno. En el reloj aún no marcaba el primer minuto de acción y ya el atacante, Marcus Rashford tomó la espalda de Gerard Piqué y remató dentro del área, el balón pegó en el travesaño y salió de la cancha. El cuadro culé estuvo incómodo el primer cuarto del encuentro, donde dejó muchos espacios para la salida de Pogba junto con los atacantes Martial y Rashford. Hubo una jugada polémica y revisada por el VAR, después de un pase de Messi a Coutinho se la dejó de pecho a Rakitic que recibió una aparente falta de Fred; con la revisión del VAR se comprobó que el jugador del Manchester United llegó primero a la pelota y con eso se anuló la sanción.

Un par de minutos después, apareció Lionel Messi para cambiar el panorama. Recuperación del jugador argentino sobre Ashley Young, engancha, con túnel incluido, a Fred, dejó a toda la zaga defensiva a contrapie y remató de zurda al palo más lejano de David de Gea.

Foto: Google Images

Más tarde, sostuvo un balón Coutinho sobre Mctominay y Fred, recogió el esférico Messi y remató, cayéndose, no logró sostener el disparo De Gea, le pasó por debajo del cuerpo; recordando un error parecido que tuvo en el Mundial de Rusia con la Selección de España. En aproximadamente cinco minutos Lionel Messi, solucionó la serie y los errores del Barcelona dejando un 2-0 parcial en el marcador.

Foto: Google Images

En el segundo tiempo bajaron las revoluciones por parte del Barcelona y el Manchester United, desmotivado, no logró aprovechar. Hasta el minuto 61, apareció por banda Jordi Alba que se asoció con Coutinho, se perfiló para pegarle de derecha y la puso en el ángulo superior de De Gea, dejando el 3-0 final. El brasileño, que no ha brillado en el último tiempo con el Barcelona, busca recuperar su buen nivel y estar en la Copa América.

Se realizaron las siguientes modificaciones en el terreno de juego: en el cuadro local entraron Nelson Semedo, Arturo Vidal y Ousmane Dembélé por Sergi Roberto, Arthur Melo y Philippe Coutinho, respectivamente. Por su parte, el Manchester United cambió a Anthony Martial por Diogo Dalot, Marcus Rashford por Romelu Lukaku y Jesse Lingard por Alexis Sánchez; fue jugador del Barcelona del 2011 al 2014. El único amonestado del partido fue Luis Suárez por las continuas protestas sobre el árbitro, Felix Brych.

Finalizó el partido y el F.C. Barcelona fue el equipo que avanzó a las semifinales de la UEFA Champions League y se enfrentará contra el ganador de la serie entre Liverpool y Porto, se enfrentarán en el Estadio do Dragao donde los portugueses buscarán remontar el 2-0 a favor de “The Reds”.

Comparte este contenido